¿Puede producir el alcohol problemas sin ser alcohólico?

¿Puede producir el alcohol problemas sin ser alcohólico?

En una entrada anterior decía que no todos los problemas relacionados con el consumo de alcohol, se producían en pacientes con dependencia alcohólica, vamos a responder a esta pregunta ¿Puede producir el alcohol problemas sin ser alcohólico? dividiéndola en dos partes bien diferenciadas:

.

Pero ¿cuándo se produce el abuso de alcohol?

Puede producirse de diferentes formas:

  1. Ocurre cuando el alcohol se bebe, con independencia de la cantidad que se toma, en circunstancias en las que está proscrito.
  2. En el embarazo por ejemplo no se debe probar ninguna bebida alcohólica, porque ponemos en grave riesgo al feto, y puede producirse un síndrome alcohólico fetal
  3. Cuando nos disponemos a conducir o a manejar maquinaria pesada Los accidentes de circulación que causan tantos números de muertes y tantos problemas de salud, como sabemos están muy relacionados con el consumo de alcohol, en un gran número y es evidente que estos accidentes no se producen sólo en los alcohólicos. Cualquier persona , aunque haya bebido de manera circunstancial puede ser el causante de ellos.
  4. En otras ocasiones existen circunstancias como en el que se pueden producir problemas si no se guarda por completo la abstinencia.
  5. Lo mismo ocurre en determinadas enfermedades , en que el alcohol está contraindicado porque se puede producir una agudización de la enfermedad o complicarla.

En todos estos casos y algunos más, ya vemos que con poca cantidad de alcohol y sin que exista una dependencia alcohólica, la bebida puede ser causante de muchos problemas.

  • En otras ocasiones el problema puede deberse a realizar un consumo continuado de una cantidad excesiva de alcohol. El alcohol además de una droga que produce una dependencia y una adicción es un tóxico que ataca a la mayor parte de nuestros órganos como considerábamos en el post sobre complicaciones médicas .

¿Cuándo podemos decir que se bebe más alcohol del que se debe?

La organización Mundial de la Salud ha definido los niveles de riesgo relacionados con la bebida midiéndolo en gramos del alcohol consumidos al día. Esta cantidad difiere de mujeres a hombres, ya que grado de tolerancia al alcohol es distinto. Por ejemplo, las mujeres tienen una mayor proporción de grasa con respecto al tejido muscular y una menor cantidad de deshidrogenasa, una enzima que metaboliza o descompone el alcohol. Por eso en general no pueden metabolizar el alcohol con la misma facilidad que los hombres. También es importante recordar que conforme envejecemos los riesgos para la salud debidos al alcohol aumentan, a medida que el cuerpo va perdiendo la capacidad de metabolizarlo.

CATEGORÍAS DE RIESGO DE CONSUMO DE ALCOHOL RIESGO
Consumo de riesgo bajo

Mujeres: 0-20 g/día o <14 unidades de bebida estándar por semana

Hombres: 0-40/día o <28 unidades de bebida estándar por semana

Nivel de consumo sin riesgo

Beber en estas cantidades no requiere adoptar ninguna medida contra el alcohol; basta con que sea consciente de que es fácil ascender a las otras categorías de riesgo superior sin darse cuenta

Consumo de riesgo medio

Mujeres: 20-40 g/día o <14-28 unidades de bebida estándar por semana

Hombres: 40-60/día o <28-42 unidades de bebida estándar por semana

Nivel de consumo con riesgo

Con este consumo de alcohol ya corre el riesgo de dañar su salud, aunque quizás aún no sea consciente de ello. Cuanto más beba, mayor será el riesgo de que eso perjudique su salud, su trabajo y sus relaciones sociales

Consumo de riesgo alto

Mujeres: 40 g/día o <28 unidades de bebida estándar por semana

Hombres: 60/día o <42 unidades de bebida estándar por semana

Nivel de consumo perjudicial

Se está causando un grave daño a si mismo y quizá también a los demás. Le recomendamos estrictamente que reduzca su consumo enseguida. Vale la pena que consulte a un médico para que le ayude

Está claro que la mejor categoría a la que pertenecer es la de riesgo bajo, pero recuerde siempre que aun estando en ella, unas pocas copas de más pueden ser demasiadas. Dos copas siguen siendo demasiadas si tiene que conducir, manejar maquinaria, nadar, correr o hacer cualquier otro tipo de esfuerzo físico, o si padece cualquier afección que se empeore con la bebida, como la diabetes. Recuerde además, si es mujer y está embarazada, que es recomendable que no beba.

Todas estas situaciones y algunas más que no hemos señalado pueden producir problemas cuando se consume alcohol. Como decíamos al principio no todos los problemas originados por el consumo de alcohol se dan en los alcohólicos.

Acerca del autor

Dr. Reina administrator

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies